Sin categoría

Javier Socías entrenará al PAN Moguer con “ilusión y trabajo”.

El técnico onubense resalta que “buscaremos sacar el máximo rendimiento posible a cada jugador para ser un equipo compacto”. Julio Bermúdez, que estará en la cantera, se despide “contento con lo conseguido y con mi trabajo”

479696_160819497408178_609147685_n

La junta directiva del Club Balonmano Pedro Alonso Niño de Moguer ha decidido que sea Javier Socías quien dirija desde el banquillo el proyecto de la temporada 2016-17 del conjunto amarillo, que seguirá contando con su hasta ahora entrenador Julio Bermúdez para realizar labores técnicas en los equipos de cantera, como ha venido haciendo durante tantos años.

Socías es un onubense con una fuerte vinculación con Moguer y que visitó de amarillo durante tres temporadas (1996-97, 97-98 y 98-99). Ha jugado toda su vida a balonmano y ha pasado en torno a 15 equipos, aunque le dejó “huella” tanto el Atlético de Madrid como el PAN. Aún sigue jugando en equipos de veteranos y aunque no es su intención, si es necesario podría cubrir alguna baja y disputar algunos minutos. Como entrenador ha estado vinculado a la base tanto en Madrid durante tres años como en Moguer, donde dirigió a un equipo alevín femenino y a un equipo cadete masculino, que dos años antes fue subcampeón de España y donde estaban ilustres como Alejandro Millán o Javier Ollero.

Socías, Licenciado en Educación física, técnico nacional de balonmano y de fisioculturismo y fitness, reconoce que está “asustado” pero “mucho más ilusionado” por afrontar este “reto”. “Me ha vuelto el gusanillo, aunque he seguido jugando, pero ahora entrenando espero por lo menos hacer una temporada decente. El listón me lo han puesto bastante alto”, ha expresado.

“Como jugador del PAN cumplí el sueño de volver a jugar en Huelva y lo tuve que dejar por el trabajo. Lo he echado de menos y me alegra que el club siga el perfil de contar con técnicos de aquí y que ha mamado el club desde dentro y con la ilusión de defender estos colores”, ha asegurado Socías.

Se marca la premisa de “con lo que haya hacerlo lo mejor posible”. “El primer objetivo es ir a competir, el segundo es no descender, que es algo no se puede contemplar y ya que hay que salvarse hay que es hacerlo lo más arriba posible. Si finalmente se logra plaza de ascenso, pues la directiva tendrá que buscar apoyos para disputarla”.

El nuevo técnico amarillo tiene claro que “quiero hacer un equipo que físicamente esté bien y tenga un nivel físico competitivo y después como en primera línea estamos cortitos pues buscar el contrataque y ser agresivos en defensa, además de tener mucha paciencia en el ataque posicional. Después puede haber alguna sorpresa”.

Ha comentado que “nos adaptaremos a lo tengamos y buscaremos sacar el máximo rendimiento posible a cada jugador para ser un equipo compacto. Tendremos que rotar mucho y contar con chavales de la base y con ellos desarrollaremos el proyecto, que será a medio plazo, pero iremos partido a partido”.

El técnico amarillo ya tiene en mente el trabajo que va a realizar con su plantilla en futuras fechas. Les va a mandar un plan para mantenerse en forma como preparación previa a una pretemporada que pretende que dure seis semanas antes del inicio del campeonato en agosto. “Quiero que hagamos un primer tercio de temporada hasta Navidades lo más fuerte posible y empezar sumando mucho. Quien me conoce sabe que trabajo y trabajo”.

Por su parte Julio Bermúdez ha explicado sobre su marcha que “nuestro compromiso era por un año y la directiva no ha querido contar conmigo, nada más. Deportivamente insisto en que hicimos todo lo posible con los mimbres y situaciones de lesiones que hemos tenido y la gente sensata sabía hasta dónde podíamos llegar”.

juliobermudez

“Estoy contento con lo conseguido y con mi trabajo y si en un futuro se presenta la opción de volver ojalá sea con un proyecto más ambicioso y si no a seguir en mi club con el trabajo de base que también me ilusiona enormemente, aunque no descarto poder entrenar a algún senior también”, ha expuesto Bermúdez, que desea al club “mucha suerte en este nuevo proyecto, al cual siempre ayudaré porque es mi casa y los éxitos del PAN también serán disfrutados por mí”.

El PAN Moguer, dispuesto a poner en Córdoba el broche a una más que digna temporada.

El conjunto amarillo, que ve reducidas sus bajas, disputa ante el otra cosa que en brindarle una victoria a nuestra afición”.

 El Club Balonmano Pedro Alonso Niño de Moguer disputa este sábado (19.00 horas) la jornada número 26 del grupo F de la Primera Nacional, en la que jugará ante el Agrifluide La Salle su último partido de la temporada 2015-16 con el objetivo de poner un buen broche a un más que ejercicio de los hombres dirigidos por Julio Bermúdez.

Tras la seria amenaza de desaparición de la entidad en el verano y con la puesta en marcha de un proyecto con más ilusión y voluntad que recursos, el equipo moguereño ha conseguido no pasar apuros en toda la campaña, llegando incluso a estar muy cerca de los puestos de fase de ascenso durante varias jornadas, pese a que ha contado con una plantilla corta y con bajas casi todas las semanas.

Haga lo que haga el conjunto amarillo en el Pabellón La Salle de Córdoba terminará la campaña en la octava posición, que aunque sume los dos puntos de este encuentro no llegará al Tenerife La Laguna (27 puntos) y tampoco puede ser alcanzado aunque pierda por Aguilar (21 puntos).

Por su parte el Agrifluide La Salle se encuentra ocupando la sexta posición con 28 puntos. Dos más tiene el Blaonmano Maracena y uno menos el Tenerife La Laguna.

En el encuentro de ida disputado en el Pabellón Zenobia de Moguer el equipo onubense logró ganar 29-28, aunque su rival logró ponerle las cosas muy difíciles.

En esta ocasión el técnico Julio Bermúdez también prevé un duelo complicado y de nuevo tendrá ausencias para disputarlo. Cuenta con las bajas seguras de Alejandro Zamora, Pablo Cumbrera ,que reapareció y ha recaído, Salva Piosa y Fernando Sánchez Medrano. Por su parte Alejandro Capelo está tocado, pero “creo que podrá participar algo en el partido”, ha indicado el entrenador moguereño.

Bermúdez ha destacado del ánimo de su equipo que tras la última victoria en casa ante Manzanares está “mentalmente bien y estoy seguro que van a ir a por todas en este último partido de la temporada”, en el que “debemos poner el broche a la temporada y queremos hacerlo de la mejor manera posible”.

“Sabemos que va a ser un rival muy difícil, el cual ya demostró aquí su gran potencial”, ha expresado el técnico amarillo, que ha lamentado que “última semana de entrenamiento no han sido demasiado felices. ya que hemos tenido falta de efectivos y eso hace que el nivel de entrenamientos baje bastante”, pero ha subrayado que “vamos a Córdoba vamos a por todas, eso es seguro”.

El PAN Moguer pierde en los últimos minutos una batalla favorable ante Caserío(26-28).

El conjunto moguereño, guiado por un enorme Sergio Cruzado en ataque, autor de 11 goles, no pudo superar al Caserío en un encuentro de alternativas, pero en el que tuvo muchas opciones de ganar. En los 10 minutos finales los de Ciudad Real fueron mejores.

 El Club Balonmano Pedro Alonso Niño de Moguer demostró una vez más que es un equipo competitivo y pese a las bajas importantes de Emilio Guerrero en portería y de Gonzalo Álvarez se creció para dar la talla ante el Balonmano Caserío, que no obstante le ganó 26-28.

Ya realizó un gran partido la semana pasada ante el líder Cajasur y de nuevo ante un equipo de mayor presupuesto y plantilla tuvo muchas opciones de ganar pero en los 10 minutos finales su rival fue mejor. Se llevó la victoria tras un duelo con alternativas y en el que durante muchos minutos fue el equipo amarillo el que llevó la iniciativa en el marcador.

Ante las bajas el capitán Sergio Cruzado se erigió de nuevo en el líder y con 11 goles tiró del carro del PAN, aunque la mayor rotación de banquillo de los visitantes acabo siendo clave. En los últimos minutos además no jugaron José Jiménez y Alejandro Capelo y Caserío lo tuvo un poco más fácil para acabar imponiéndose.

La tónica de los primeros parciales fue la igualdad, aunque alcanzaron el minuto 10 Caserío logró colocarse dos goles arriba 5-7. Poco después tres goles consecutivos de Sergio Cruzado llevaron a su equipo del 6-9 al 9-9. Seguidamente, y superado el ecuador de la primra parte, los goles de Dani Podadera y Alejandro Capelo redondearon un parcial de 5-0.

La contestación por parte de los visitantes no se hizo esperar y después les devolvió un 0-3 que cortó Pablo Cumbreras para poner de nuevo las tablas a cinco minutos para el descanso. En ese tiempo hubo un gol para cada bando antes de que Sergio Cruzado lanzara un misil imparable a la escuadra para situar el electrónico en 14-13.

En la segunda mitad el PAN Moguer tomó el mando del partido y se colocó dos tantos arriba y mantuvo ese estrecho margen, que trató de ampliar sin éxito ante un rival que movía el banquillo y mantenía el nivel. La igualdad fue máxima y las defensas superaron a los ataques. Un nuevo parcial par los visitantes de 1-3 volvía a igualarlo todo.

A 12 minutos para el final los amarillos abrieron brecha de nuevo con goles de Álvaro Quintero y Dani Podadera para establecer el 24-22 en el electrónico. Cada gol para cada lado costaba un mundo y a contrarreloj comenzaban a ser casi decisivos.

Los últimos 10 minutos fueron claves y un parcial de 2-5 permitió a los de Ciudad Real llevarse la victoria. Pasado el minuto 50 Pablo Lozano establecía el 24-24 y su compañero Antonio Jiménez ponía en ventaja a los suyos. En este momento importante apareció el capitán moguereño Sergio Cruzado para empatar, pero los visitantes golpearon de nuevo con tantos consecutivos de Jaime Torres, Carlos Rivera y Antonio Romera para sentencia y hacer inútil el gol final de Dani Podadera, que cerró el dejó el marcador en 26-28.

FICHA TÉCNICA:

26.- PAN MOGUER: Fran Garrido y Eric Semark (p), Sergio Cruzado (11), Isaac Cumbreras (0), Pablo Cumbreras (1), Javi González (3), José Jiménez (1), Alejandro Jiménez (0), Salva Piosa (0), Dani Podadera (6), Álvaro Quintero (1), Antonio J. Rodríguez (0), Alejandro Zamora (0).

28.- BM CASERÍO: Carlos Arturo Morales y Javier García (p), Alejandro Abad (2), Carlos Barroso (0), Riduan Butieb (0), Pablo Campanario (1), José María Casas (1), David Gallego (0), Antonio Jiménez (3), Carlos Juan (3), Pablo Lozano (4), Carlos Rivera (5), Antonio Romera (5), Alberto Ruiz (0), Javier Torre )0), Jaime Torres (4).

ÁRBITROS: Juan José Bajo Morales y Alberto Jesús Benegas García (CA Extremadura). Excluyeron con dos minutos en los locales a Javi González (2), Fernando Sánchez Medrano (2) y Pablo Cumbreras; en los visitantes, a Carlos Rivera y Alberto Ruiz.

PARCIALES CADA CINCO MINUTOS: 3-3, 5-7, 8-9, 11-9, 12-12. 14-13 DESCANSO; 18-16, 21-19, 22-22, 24-23, 25-26, 26-28.

INCIDENCIAS: Encuentro correspondiente a la vigésima jornada liguera del Grupo F de Primera Nacional, disputado en el Pabellón Cubierto Zenobia Camprubi de Moguer.